La escuela puede llegar a ser abrumadora.

La universidad es la mejor etapa de nuestras vidas; es un paso a la vida adulta, en el que descubrimos nuestra verdadera vocación y lo que realmente nos gusta. También, es una ESTAPA DIFÍCIL, pues tenemos que manejar lo mejor que podamos una enorme tira de materias y organizar las entregas de nuestros trabajos; te advierto, pasarás muchas noches sin dormir. Con todo, muchas de mis presiones se liberaron utilizando agendas.

Tener una agenda supone un gran apoyo para nosotros los estudiantes; nos permite tener anotadas todas nuestras tareas, trabajos y pendientes, así no te pierdes entre los apuntes de tus carpetas selladas o carpetas escolares. Con la cantidad de materias que en ocasiones nos toca inscribir; es siempre bueno tener a la mano esa información. Sin embargo; muchos desconocen cómo sacarle mayor provecho a sus libretas y dónde conseguir las de mejor precio.

En lugares como Sanborns podemos encontrar una buena variedad de agendas con distintos diseños; sin embargo, no todos tenemos el dinero para comprarlas. Por ello, te recomiendo comprar tus libretas a productores locales como Sellados Exclusivos; que además de tener artículos de calidad, poseen una gran variedad de modelos que puedes personalizar.

Ahora que ya tienes tu agenda, vas a necesitar calendarios y porta plumas para verte aún más profesional. Esto te ayudará a identificar rápidamente todo y a economizar espacio. También, tu agenda no tiene que ser exclusivamente para anotar tus pendientes, en ella puedes anotar las IDEAS que te surjan; te recomiendo conseguir una que puedas llevar contigo todo el tiempo, siempre acompañada de una pluma.

Hazte el hábito de revisar con frecuencia tu agenda; pues si sólo anotas tus pendientes pero no los revisas con periodicidad, de nada servirá tenerla. Siempre anota tus tareas en la hoja correspondiente a la fecha en la que te la encargaron, y también apunta una referencia en la hoja correspondiente a la fecha de entrega; así, tendrás un mayor control de las tareas que te asignen.

Estos son algunos consejos para llevar tu agenda; sin embargo, encontrarás tú el modo de sacarle mucho más provecho en cuanto te adaptes a su uso. Comparte si te gustó la información y comenta aquí abajo cómo usas tu agenda. ¡Hasta otra!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *